Vida y Destino – Vasili Grossman (TochoXmas)

No son tan mala gente, después de todo. En cada hombre hay algo humano.

140828151601-15-world-war-ii-horizontal-large-gallery

El río Volga divide la guerra en dos bandos. A un lado, un libro grueso, de más de 1000 páginas y con índice de personajes incluido. Al otro lado, el lector, curioso e impaciente, pero algo aterrado ante la posible ofensiva rival.

Las primeras acometidas de la novela son furiosas e implacables. Nombres en ruso, personajes a los que se les referencia por su nombre, apellido o mote según por donde sople el viento, y una pesadez que no admite cualquier tipo de postura para la lectura.

El lector, paciente, se ensucia de sangre y barro, en ocasiones mira hacia el horizonte y le desespera ver qué lejos se encuentra el posible final. El horizonte es borroso, pero la batalla fascinante.

Algunos soldados se rendirán, aquellos que no saben disfrutar de la batalla y sostienen que cada lucha sólo merece la pena cuando la victoria está asegurada. Otros en cambio sabrán disfrutar del momento, ya que confían en su resistencia y saben que la belleza de la contienda se basa en la incertidumbre, en saber gozar la acción, sin perspectiva pero con esperanza.

Si cada lectura es una guerra, pocas victorias dejan mejor sabor de boca que cerrar Vida y Destino en la página 1107.

La vida se extingue allí donde existe el empeño de borrar las diferencias y las particularidades por la vía de la violencia.

Situemos a las tropas. Vida y Destino es una novela de una ambición sin igual escrita en 1959 por el escritor y periodista judeoruso Vasili Grossman. Una novela sobre la Segunda Guerra Mundial cuya esencia la resumiría en una contradicción: una obra épica que desnuda la guerra, y al dejarla en paños menores, logra arrebatar la romántica épica con las que las guerras suelen vestirse. Resulta paradójico, pero así es. Épico es una palabra que escucharéis mucho cuando se hable de la obra maestra de Grossman, pero a la vez, esta obra muestra la guerra tal y como es, sin florituras. Con sus héroes, sí, pero héroes anónimos cuyos nombres nadie aprende en los libros de historia; y cómo no, siempre acompañados de miserias, salvajadas y crueldades que cualquier guerra conlleva.

vasili_grossman-1

Así, Vida y destino es un cúmulo de páginas que muestran la humanidad detrás de la barbarie. Un milagro literario del pasado siglo que centra la guerra en supervivencias singulares, dejando de lado la poco precisa e injusta lucha de plurales. No hay un nosotros contra vosotros, sino muchos yos. Los personajes no son parte de algo más grande, sino completos por si mismos; con sus miedos, sus luchas, sus deseos… Los buenos y malos no se reparten geográficamente. Están aquí y allá.  En esta obra se da fuerza a la individualidad, en vez de resumir las personas en números de colectivos que no tienen porque ser homogéneos. La contraposición del individuo frente al estado que el propio individuo defiende con su vida.

Vida y destino no se ahoga en el drama, pero tampoco maquilla una de las grandes vergüenzas del viejo continente. Y eso es digno de los mayores elogios. Si hay algún acontecimiento del pasado siglo que de pie a sentimentalismos o a posicionamientos políticos herméticos; ésa es La Segunda Guerra Mundial.

Todos los hombres son culpables ante una madre que ha perdido a un hijo en la guerra; y a lo largo de la historia de la humanidad todos los esfuerzos que han hecho los hombres por justificarlo han sido en vano.

Obviamente, en Vida y destino hay horror, sangre, tragedia, muerte… qué error sería evitar tales aspectos en una obra enmarcada en gran parte en la batalla de Stalingrado; pero siempre hay un pequeño resquicio por donde Grossman deja entrar la luz. Es una novela dura, durísima, con extractos en los que te niegas a creer que lo que está procesando tu cerebro es pasado y no ciencia-ficción. Pero la esperanza se lee entre líneas, se huele, se siente. Es una novela desgarradora, pero que ofrece tiempo para coser heridas. Vida y destino no te desangra, pero sí te deja lleno de cicatrices.

happened-battle-stalingrad_205df06426f2608

Dedicar espacio y tiempo de esta entrada a la trama lo considero improcedente, por lo que no os esperéis más que las siguientes líneas. En Vida y destino se nos presenta una familia dispersada por la guerra como hilo conductor de la trama. Una historia que abarca más de 100 personajes, entre los que nos encontraremos víctimas, verdugos, cómplices, testigos y otros personajes que serán víctimas Y verdugos, cómplices de horrores Y testigos horrorizados de otros… En este caso la cantidad no resta la calidad. La escala de grises es amplia; y los estereotipos brillan por su ausencia.

¿Qué puedo decirte de los seres humanos? me sorprenden tanto por sus buenas cualidades como por las malas. Son extraordinariamente diferentes, aunque todos conocen un idéntico destino. Imagínate a un grupo de gente bajo un temporal: la mayoría se afanará por guarecerse de la lluvia, pero eso no significa que todos sean iguales. Incluso en esa tesitura cada cual se protege de la lluvia a su manera.

En la ambiciosa historia que se nos narra destacaría la prodigiosa habilidad de Grossman para ambientar la obra y dotarle de una atmósfera que el propio lector respira. Nos frustraremos al vernos en ese contaminado ambiente intelectual, repleto de ideas frenadas por el miedo. Los estragos del autoritarismo ahogan al lector, el cual siente la injusticia que es esa falta de libertad. El peligro de hablar demasiado. El miedo a opinar.

Yo me he sentido parte de ese ambiente enrarecido, y por ello he danzado en las difuminadas líneas que separaban a sumisos y críticos. Aquellos que decían lo que pensaban, los que pensaban y no decían nada, y también esos que decían pero no pensaban nada.

Qué feroces y maravillosos pueden ser los ojos de un ser humano que por una fracción de segundo ha reconquistado la libertad.

Eso sí, ese ambiente intelectual me ha ofrecido páginas para el recuerdo. Las discusiones sobre física, política y literatura en refugios y trincheras son inolvidables. Los que defendían a Chéjov, aquellos críticos con Tolstói, los amantes de Dostoyevski, Nekrásov, Gógol, Tiútchev… es una novela que te ofrece nuevos nombres en los que indagar. Vida y destino, además de una lección de vida, en ocasiones también funciona como referente para apuntar escritores rusos ensombrecidos por los más grandes. 

a-soviet-soldier-gives-cigarettes-to-german-pows-captured-during-the-battle-of-stalingrad-january-1943

No me gustaría cerrar esta entrada sin antes subrayar una última paradoja. Es curioso como una obra (re)conocida por su ambición y sus enormes dimensiones (no sólo físicas, sino literarias), brille con más fuerza cuando se centra en lo pequeño, en el detalle.

Estoy seguro que de aquí a algún tiempo olvidaré muchos de los combates narrados con maestría por el señor Grossman, pero más convencido estoy aún de que mantendré eternamente en el recuerdo ese capítulo en el que un soldado reflexiona sobre la percepción del tiempo en mitad de una contienda. O los extractos dedicados a la diferenciación del bien y la bondad, al nuevo mundo que trajeron las ideas de Einstein sobre el espacio y el tiempo o a criticar cualquier tipo de autoritarismo.

Así, Vida y destino podría entenderse como una dolorosamente sincera radiografía de un lugar y una época. Una obra capaz de mostrar en la misma página lo mejor y lo peor de la condición humana. Jamás olvidaré ese terrorífico pasaje ocurrido en una cámara de gas; como tampoco huirá de mi mente la imagen de esas ancianas rusas haciendo todo lo posible por curar las heridas de los moribundos nazis al final de una batalla.

Es por ello que sería injusto valorar Vida y destino como ese libro que muestra las crueldades de la guerra; ya que olvidaríamos la luz que también desprende. Sí, Grossman critica con dureza las barbaridades realizadas en nombre del bien. Ese bien peligroso, injusto y parcial que beneficia a pocos y castiga a demasiados.

Pero también debemos entender Vida y destino como un alegato sobre la bondad humana en las peores condiciones posibles, en las peores circunstancias imaginables. La valentía de esos héroes anónimos que nadie estudiará ni recordará; pero cuyo silencioso trabajo hizo que un horizonte oscuro y sombrío tuviese un pequeño hueco para la luz y y la esperanza.

Decir que Vida y destino es una novela de guerra es injusto, negar su contexto bélico estúpido. Vida y destino es lo que se nos cuenta mediante título y portada. Son las historias de esas personas a las que les tocaron vivir una catástrofe diseñada por el animal más peligroso, nosotros. Pero de lo peor puede nacer lo mejor; y así, incluso en las condiciones más terroríficas, en las vivencias que muchas mentes retorcidas jamás hubiesen podido  imaginar; hay lugar para la bondad. Y es que así somos y así seremos. Inclasificables, una sorpresa constante. Creadores de sueños y pesadillas.

women-ww2-russian-partisans.jpg

La aspiración innata del hombre a la libertad es invencible; puede ser aplastada pero no aniquilada. El totalitarismo no puede renunciar a la violencia. Si lo hiciera, perecería. La eterna, ininterrumpida violencia, directa o enmascarada, es la base del totalitarismo. El hombre no renuncia a la libertad por propia voluntad. En esta conclusión se halla la luz de nuestros tiempos, la luz del futuro.

 

 

Anuncios

12 comentarios en “Vida y Destino – Vasili Grossman (TochoXmas)

  1. Uffff… No sé ni por dónde empezar a comentarte, porque me has dejado sin palabras… (presiento tocho-comentario xD ).
    Cuando comentaste tu elección para el TochoXmas, ya le había dado un vistazo al libro, y tuve muy buena impresión.
    Por lo general, todo, absolutamente todo lo que tenga que ver con un conflicto bélico (II GM, IGM-más desconocida pero igual de importante-, Balcanes, Congo, Ruanda…etc etc) me interesa, tal vez sea por mi formación, no sé, pero es cierto que intento leer lo que encuentro del tema… En cierto modo, Vida y Destino, tiene ese otro punto de vista distinto, narra el horror sí, pero como dices transmite, esa bondad y humanidad que en estas situaciones también están presente y de las que se habla poco… Así que ya es otra razón de peso para querer leerlo.
    Tú reseña es brutal! Creo que de todas las que voy leyendo tuyas, es la que más me ha gustado (sin menospreciar el resto, eh?), e incluso en algún párrafo me he emocionado…. Se nota que has disfrutado mucho con la lectura y normal que te resultara complicado hacer la reseña; a mí me pasa, cuanto más me gusta un libro más difícil me resulta hablar de él, ordenar ideas…. ¿ cómo condensar en pocas palabras todo lo que te aporta la lectura? complicado..
    Me parece que hemos tenido suerte con nuestras elecciones tochonavideñas !! ^^ Se ve perfectamente que este libro te ha dejado huella, que has disfrutado con él ..y se ve porque tu reseña, a mí, me ha marcado, no sólo poner esta lectura en la lista de prioritarias, sino para encargarlo ya a la librería directamente.
    De apasionada por su TochoXmas a apasionado por el suyo, te diré que me ha encantado como has presentado este libro, un bonito homenaje a la Vida y Destino de todas esas personas que aparecen en La Historia.
    Un besote! ^^

    PD: Recomendación: Hermanos de Sangre, vi la serie y me gustó muchísimo, tengo pendiente el libro.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Eibi!!

      Me ruborizas, haces que todos los quebraderos de cabeza que sufro antes de publicar me parezcan insignificantes. ¡Mil gracias!

      Es un libro del que tenía tanto que decir que no sabía como enfocar esta entrada. Creo que es la primera vez que por lo menos he borrado el doble de lo que he dejado escrito (si hablamos de lo que he escrito para el blog).

      Es un libro que recomendaría a todo el mundo porque reducir la obra a una novela de guerras es injusto, ya que va más allá. Pero si además tienes interés por los conflictos bélicos, la lectura es ya obligatoria.

      De verdad Eibi, gracias de nuevo por todos los halagos, me alegra enormemente ver que ha gustado, porque también ha sido una de las entradas que más me ha costado escribir. Otras quizás me han dado más trabajo a la hora de buscar información, etc; pero en lo que a “soltar lo que tienes dentro” se refiere, esta entrada se lleva la palma.

      Y sí, gracias al #TochoXmas hemos llegado a obras maravillosas; obras que quizás por sus dimensiones aplazamos más de lo debido tontamente.

      P.D: La serie que me recomiendas la tengo vista y disfrutada, y como tú, el libro en esa interminable lista de pendientes.

      P.D (2): Si no es mucha indiscreción, ¿qué estudiaste?

      Le gusta a 1 persona

      1. Muchas de nadas! jejeje la verdad que me ha encantado y que sepas que el libro lo tengo en camino, encontré una edición en segunda mano a la que no pude resistirme! ^^
        Estudié Derecho pero me especialicé en Derecho Internacional y Cooperación al Desarrollo 🙂 así que todo lo que tiene que ver con conflictos, derechos humanos, crímenes de guerra o tribunales internacionales me fascina completamente. xD
        Un besote!

        Le gusta a 1 persona

  2. Pedazo de entrada que te has marcado. Es difícil comentarla, siento que no sabría expresar ni la mitad de lo que he ido pensando a lo largo de su lectura.

    Lo que sí, es que parece que es una obra que me gustaría leer. Ya no solo porque esté relacionada con la Segunda Guerra Mundial, sino por eso que has dicho de que no se centra solo en las batallas y de que no hay buenos y malos al 100% Y es algo de lo que muchos no se dan cuenta. Hay gente que no pudo elegir bando y le tocó defender el lado con el que no estaba de acuerdo. Y aunque otros se sientan en el lado correcto, siguen siendo personas, con sus sentimientos y pensamientos… no máquinas de matar (no todos, al menos).

    Las descripciones de las batallas estoy segura de que también me gustarán y si hay libros que me llaman sobre todo por esas crueldades, creo que este lo leería más por el lado humano que destila y las “filosofadas” de algún personaje. Y por las referencias a los escritores rusos 🙂

    Me da un poco de respeto. No por la longitud o la dureza de los hechos, sino porque parece denso y para tomárselo con mucha calma.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Naialma,

      Me alegra que hayas disfrutado de la entrada. Ha sido un proceso algo sufrido, pero la verdad que en una tarde inspirada logré darle forma y escribir la mayoría de lo que terminé publicando.

      Estoy seguro de que disfrutarás de su lectura. Que te interese su contexto histórico y bélico es un plus, pero es una lectura que cualquier persona, incluso las que no se sientan atraídas por la Segunda Guerra Mundial, pueden disfrutar.

      Es una novela exigente, por lo que su única pega es que hay que elegir muy bien cuándo adentrarte en ella. Una vez dentro… todo es bueno.

      Le gusta a 1 persona

  3. ¡Hola!
    Tenía muchas ganas de leer esta entrada porque esta novela lleva unos años esperando en mi estantería. Es una novela que me impone, no solo por su tamaño sino también por la historia que tiene entre sus páginas. Me alegra que tenga un índice de personajes, es un detalle que echo de menos en muchas novelas. Aunque siempre acabo haciendo mi propio índice o mi propio esquema.
    Me atrae mucho que Grossman no se ande con rodeos no utilice florituras, la lectura es tan cruda como la historia real.
    Me ha encantado esta frase tuya: “Vida y destino no te desangra, pero sí te deja lleno de cicatrices”. Esta frase es increíble y te da ganas de coger la novela, degustarla y que te vaya dejando esas cicatrices. Porque las lecturas que dejan marcas son las más especiales, son las que más impactan al lector y las que más perduran en la memoria.
    También me atrae mucho lo que dices de la atmósfera creada por Grossman. Adoro que el autor meta al lector en la historia, en la atmósfera, que llegue a sentir lo que sienten los personajes. Es un punto muy importante para mi, sentirme un personaje más.
    Otro punto que me suele gustar mucho es cuando a lo largo de la lectura te vas encontrando referencias a otros autores u obras. Creo que disfrutaré mucho de esas conversaciones en la trinchera, de esos piques por demostrar quien es mejor escritor.
    El tema de que el autor exponga tanto el lado bueno como el malo también me parece muy interesante. En los peores momentos es cuando sale a la luz la bondad que guardan en su interior las personas.

    Me has dejado con ganas de coger esta novela pero sé que no es su momento. No es su momento porque apenas tengo tiempo para leer, hay días que no puedo leer ni una sola página. Pero tengo algo claro, esta lectura de este año no puede pasar y sinceramente, espero que me trasmita todo lo que te a trasmitido a ti. Espero poder contarte que me parece cuando lo lea.

    Un beso

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Buenas Isa!

      Exactamente, es una novela imponente, exigente, larga… por ello hay que saber cuando adentrarte en ella.

      Una vez dentro, es una de esas obras que puede marcar al lector. Tiene extractos, reflexiones, incluso capítulos enteros, que se quedan con el lector para siempre. No son reflexiones de guerra, va más allá, son reflexiones de la condición humana, de las esperanzas supervivientes ante la barbarie, de que somos capaces de lo mejor y lo peor… Es por ello que insisto que su contexto bélico está ahí pero no me atrevería a reducir la temática de la obra a la ambientación.

      Si no tienes mucho tiempo, sinceramente, no es el momento. Pero espero que sea una lectura que mantengas pendiente para cuando la vida se porte mejor con tu tiempo de ocio.

      Un beso.

      Le gusta a 1 persona

  4. ¡Hola! La entrada me ha encantado y me han entrado muchas ganas de leer el libro (además que los libros ambientados en la Segunda Guerra Mundial me suelen gustar y es una época que me llama mucho la atención). Espero poder leerlo pronto; ya te contaré.
    ¡Un saludo!

    Le gusta a 1 persona

  5. Me he quedado con la impresión al leerte de que esta es una lectura imprescindible. Tendré que elegir el momento para leerla pues detecto que es un libro que requiere tiempo, y no lo digo sólo por su extensión.
    Tu reseña me ha parecido fascinante y las citas que has elegido, magníficas. Felicidades por ello.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Lorena,

      Para mí así lo es. Una lectura que deja huella. Una recomendación absoluta. Eso sí, como bien dices, elige bien el momento; ya que es una lectura algo densa y exigente.

      Mil gracias por pasarte por aquí y compartir halagos.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s