Los tipos duros no bailan – Norman Mailer

El verano pertenece a los thrillers, a la novela negra, a los crímenes, al misterio. Quizás esta afirmación no sea completamente cierta, ni extrapolable a todos los casos; pero si que siento que es un género que gana adeptos en época de estío. Suelen ser libros ágiles, de ritmo narrativo rápido, con tramas que apresan al lector y dosis de acción que satisfacen las ganas de marcha que despiertan a mitad de año.

Los lectores habituales se suelen reservar uno de este tipo para ese viaje vacacional, para combatir los ratos muertos de relax en el hotel o para olvidar el bochorno mientras intentamos (inútilmente) despegarnos del sofá y el ventilador hace esfuerzos para remediar esa incomodidad.

Y para los lectores no-constantes es el género ideal para arrancar el verano. Conozco a mucha gente que durante el año apenas lee, pero que con las vacaciones y el tiempo extra que ello supone les entra el gusanillo y se animan a perderse entre las páginas de una novela. Y una gran cantidad de esa gente apuesta por el thriller/novela negra ya que no suelen ser lecturas pesadas ni lentas.

Pero como en todas las apuestas no siempre se gana. Por eso siento que durante este verano me ha tocado el premio gordo al decantarme por Los tipos duros no bailan de Mailer. Un thriller sucio, violento, crudo. Sexo, drogas y cadáveres, no hay tiempo para el rock & roll. Una novela brillante que disecciona los lados más turbios del alma humana.

mailer.jpg

En Los tipos duros no bailan se nos narra la historia de Tim Madden, un fracasado escritor entregado a la bebida y recién separado de su esposa que una mañana despierta con una resaca de tres pares de cojones y una cabeza rubia enterrada en un lugar que solo él conoce. Para colmo, la amnesia producida por la juerga anterior le hace dudar sobre la autoría o complicidad de semejante crimen.

Partamos de mi general rechazo hacia la amnesia como recurso narrativo para ocultar información al lector. No me gusta que el escritor tome la vía fácil y siempre he considerado la amnesia como el modo más sencillo para ocultar información clave al lector. El protagonista no recuerda nada, por lo que es lógico que esa información también la ignore el lector.

No pretendo afirmar que toda obra narrativa (película, serie, novela…) que recurra a la amnesia sea mala (¡ni de lejos es el caso!), solo que suele ser una táctica que personalmente me chirría porque en ocasiones me resulta tramposa.

Y digamos también que esta obra de Mailer no tiene un inicio apasionante. En ese aspecto, me ha recordado a la recién vista en el cine Tarde para la ira, un film sucio y áspero de inicio lento, pero de ritmo in crescendo y con una segunda mitad admirable. Mailer ofrece demasiadas páginas a la descripción del lugar, que si bien logra que Provincetown sea un personaje más, perjudica el ritmo inicial de la obra.

provincescape-winter

Porque esto es todo lo malo que va a salir de mi boca sobre esta novela. Por lo demás, Los tipos duros no bailan es un thriller de investigación magistral, con una explicitud muy cuidada en cuanto a violencia, sexo y emociones que permite al lector perderse en ese espiral de paranoia que habita en Madden.

Cabe destacar la galería de personajes con los que se cruzará nuestro protagonista en busca de la verdad: boxeadores, médiums, adictos al sexo, criminales de poca monta, agentes inmobiliarios, exnovias y un sin fin de individuos que enriquecerán la conseguida atmósfera tenebrosa de la novela.

Voy a listar conceptos para facilitaros entender el tono de la novela: bourbon, cigarros, humo, orgías, coca, sangre, hierba, hedor, sexo, ecos, barro, tatuajes,  pólvora, mentiras, corrupción, lágrimas, semen, drogas, bosque, taquicardia… Creo que ayuda.

Mailer no huye de lo clásico en este noir, pero desarrolla tan bien las características del género, que esto último no es más que otra virtud. Tiene buenos diálogos, logra una atmósfera casi fantasmagórica, atrapa al lector en torno a un misterio…

El ritmo de la trama es el inicio de una montaña rusa. Un vagón viejo que va escalando poco a poco hacia un lugar que sabemos que nos va a causar emociones fuertes. Los más impacientes quizás se hastíen en este tramo, pero hasta los más dubitativos saben que “algo” espera ahí arriba. Y sí, una vez llegamos a la cima, la trama es un descenso a los infiernos que acelera nuestro corazón y nos dura un suspiro.

provincetowneastend

Finalmente sería un pecado ignorar Provincetown. Ese pequeño pueblo pesquero donde ocurren los hechos que relata Mailer. Provincetown se describe como una tierra fría y húmeda, rodeada de bosques en los que las almas se pierden y un mar cuyas olas arrastran las pesadillas de sus habitantes, atrayéndolas y alejándolas de forma incesante.

Y como guinda del pastel tenemos una narración en primera persona para facilitar la inmersión del lector. Gracias al vocabulario coloquial y vulgar, al tono áspero e irónico y a las inteligentes reflexiones del protagonista, el lector tiene todos los ingredientes para adentrarse en el asfixiante día a día de Tim Madden, protagonista que hasta en las peores situaciones es capaz de ofrecer pinceladas de humor negro.

Es por ello que Los tipos duros no bailan se ha convertido en mi libro del verano. Una novela que devoré en pocas tardes y me hizo recordar porque soy tan amante de este género, el cual llevaba un tiempo abandonado en mis lecturas.

Puntos positivos:

  • Un ritmo narrativo in crescendo.
  • Su ambientación. Provicentown se huele, se respira, se siente.
  • Un abanico de personajes secundarios que enriquecen la trama.
  • Un tono noir sucio, áspero y violento, ideal para los amantes del género.

Puntos negativos:

  • Un inicio algo pausado que pondrá a prueba la paciencia de algunos lectores.
  • La amnesia como recurso narrativo para ocultar información nunca me ha convencido del todo.

Valoración: Muy buena.

 

 

Anuncios

10 comentarios en “Los tipos duros no bailan – Norman Mailer

    1. Pues esta novela es ideal para adentrarte. Es bastante clásica en cuanto a lo que se espera del género y aporta esos ingredientes con maestría.

      Adoro a Carver sí, aunque ya nos marchemos a otro tipo de literatura; nada que ver con los thrillers o novela negra.

      Otro Raymond que sí escribe noir y también me entusiasma es Chandler. Recomendación absoluta.

      Mil gracias por pasarte.

      Le gusta a 1 persona

  1. La novela negra es uno de mis géneros predilectos, aunque comencé en ella con Agatha Christie, con el tiempo me fui acercando a ese estilo más canalla, con detectives venidos a menos en contacto con los bajos fondos, que se aleja totalmente del estilo “Sherlock”…. Esas historias, me tienen totalmente enganchada.

    Este libro me recuerda a ellas, sinceramente, dudo un poco ..no sé si me gustará, lo de los recursos “fáciles” que mencionas, no me suelen gustar tampoco, pero tengo curiosidad por el autor, así que me lo apunto como lectura pendiente…

    Como veo que te gusta el género, te recomiendo: “Camino Tortuoso” de Warren Ellis, es descarado, directo, loco y con un humor muy peculiar… (uno de mis favoritos del género)
    Y el Cómic “Fatale” de Ed Brubaker y Sean Phillips, también es una buena opción, está ambientado en los años 30 (Fan total), mezcla la novela negra con el género de terror de Lovecraft, (las ilustraciones son una pasada)…. 🙂

    Besotes!

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Eibi!!

      He aprovechado la reseña para hablar sobre la amnesia como recurso narrativo “fácil” para ocultar información; pero en el caso de esta novela tampoco es un ejemplo que chirríe tanto.

      Por mi parte, y más si eres fan del género, recomendación absoluta. Una historia violenta, cruda y adictiva con unos personajes para el recuerdo debido al nivel de extravagancia que alcanzan algunas de sus acciones.

      Me apunto ambas recomendaciones, sobre todo la última que leer en la misma línea cómic, años 30, noir y Lovecraft ha sido un golpe muy certero.

      Por lo que dices parece la compañía ideal para Blacksad, cómic patrio de grandísimo nivel que aprovecho para recomendar por aquí.

      Un besazo y gracias por pasarte!

      Le gusta a 1 persona

  2. Vaya, éste es uno de mis géneros favoritos; y esta novela no la conocía, ni siquiera al autor. Y conforme la has reseñado tengo un montón de ganas de leerla. Ya está en mi lista de pendientes. ¡Un saludín!

    Le gusta a 1 persona

  3. ¡Hola!
    Me gusta mucho leer thriller o novela negra muy de vez en cuando, y mira tú, en verano es un tipo de novela que no me suele apetecer. Por ejemplo, este año he leído en verano ‘Así es como se mata’ que prometía ser un gran thriller y me costó muchísimo terminarlo.
    Por lo que comentas del principio, creo que a mi ese principio me gustaría. Me gusta conocer a fondo el lugar donde se desarrolla, y más que se trate como a un personaje más.
    Me has dejado con ganas de leerlo, así que apuntado queda, a ver cuando le hago un hueco. Ya te contaré que me parece.
    Un beso

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Buenos días Isa!

      El principio está muy bien escrito y se disfruta; a mi modo de ver, su ritmo pausado dificulta adentrarse en esa vorágine de violencia que acaba siendo la novela, pero si te gusta que se muestre en detalle el lugar, es otro punto a favor.

      Espero acertar con la recomendación y que disfrutes de la novela.

      Un beso.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s