5 series, 15 libros

Bucear en las redes sociales me ha hecho ver que muchos lectores compartimos pasión por otras artes. En este rincón nos limitamos a las letras, pero ahí fuera he conocido mejor a las personas que se esconden detrás del avatar. Y sobre las otras pasiones de los lectores que me rodean hay una que destaca por encima de las demás: las series.

Es por ello que en la entrada de hoy voy a intentar dar respuesta a una pregunta que me he hecho en infinidad de ocasiones: ¿Qué veo/leo ahora para sanar el vacío que me ha dejado finalizar esta serie?

Intentando responderme a mí, y de paso espero que a muchos de vosotros, he recopilado 5 de mis series favoritas y buscado lecturas similares para luchar contra la tristeza que supone una serie cerrada.

A continuación os encontraréis tres libros recomendados por cada serie (15 en total), para esos momentos en los que la echéis en falta, pero tampoco os apetezca el enésimo maratón; sino algo nuevo.

O puede ser que las series no os llamen la atención… en ese caso tenéis a vuestra disposición quince libros que quizás sí os interesen. Allá vamos.

BLACK MIRROR

blackmirror

Black Mirror es una serie de capítulos independientes con un patrón común: son distopías que hablan de un futuro oscuro y no muy lejano en el que los avances tecnológicos nos suponen retrocesos personales, alejándonos de la felicidad. Pero el problema no radica en esos avances tecnológicos, sino en el ser humano y el uso que hace de dichos avances.

Bajo esta premisa, el abanico en el mundo de la literatura de ciencia ficción es muy amplio, y bibliografías enteras de míticos autores (Bradbury, Philip K. Dick, etc.) podrán saciar a los fans del género. Pero como he mencionado previamente, yo voy a destacar tres:

El círculo, Dave Eggers: Esta novela comparte esa premisa pesimista sobre el futuro que nos depara, presentando una sociedad esclava de internet y con las redes sociales como herramientas del totalitarismo.

– 1984, George Orwell: Sí, es una recomendación obvia y previsible, pero obligatoria. La pluma de Orwell tiene la misma falta de fe en el ser humano que la de Charlie Brooker. Los dos tejen un futuro asfixiante, triste, gris y deprimente.

– Nunca me abandones, Kazuo Ishiguro: Quizás la novela que más se acerque a la atmósfera de la serie. Un nostálgico y dramático romance con un trasfondo distópico y deprimente. Al fin y al cabo, tanto en este libro como en la serie destacan dos ingredientes: los sentimientos y un universo descorazador.

TRUE DETECTIVE (SEASON 1)

True-detective2

Esta obra maestra nos narra la investigación de un crimen atroz que esconde secretos aún más oscuros de la América Profunda. Mediante dos detectives escritos magistralmente, en esta serie se nos ofrecen diálogos/monólogos para el recuerdo, estampas inolvidables y la presentación de una difuminada línea llamada ley, y los horrores que se albergan en ambos lados.
Pese a que lo obvio y fácil sería recomendar las obras literarias de su creador, Nic Pizzolato, voy a recomendar otras obras que seguramente inspiraron, en mayor o menor medida, la oscura historia de Lousiana.

– Cosecha Roja, Dashiell Hammett: Posiblemente mi noir favorito. En esta obra la investigación no se basa en la lógica de un superdetective (Sherlock holmes) sino en patear los escenarios más sórdidos de una sociedad corrupta y manchada de humo y sangre.

– 2666, Roberto Bolaño: En la frontera entre México y Estados Unidos hay una ciudad que está siendo durante años el vertedero de cadáveres de mujeres jóvenes salvajemente violadas y torturadas. Los protagonistas se adentran en un espiral de horror que se precipita al vacío. ¿De verdad necesitáis saber por qué este libro está aquí?

– Hijo de Dios, Cormac McCarthy: Esta obra puede presumir de ser una de las novelas más sucias que jamás he leído. El nivel de perversión sexual expuesta en estas páginas no es apta para todos, en las cuales se nos narra la decadencia del protagonista, un hombre psicológicamente destrozado que no pone freno a su degeneración sexual.

STRANGER THINGS

Strangerthingsbw.jpg

La serie de moda. Siendo un homenaje a los 80, su cine y su literatura; el abanico disponible para el interesado es inabarcable. Niños entrañables en busca de aventuras, romances de instituto, monstruos misteriosos, la madre paranoica que sabe más de lo que debería, el policía con un pasado oscuro dispuesto a saber más… Los clichés siempre se nombran como algo negativo, pero cuando se usan adecuadamente salen obras tan fantásticas y divertidas como ésta. Aquí tres libros para reducir las ansias de la casi-segura segunda temporada.

-Ojos de fuego, Stephen King: Una niña y su padre huyen de una agencia gubernamental que ha estado experimentando con ellos. Fruto de esos experimentos, él tiene poderes hipnóticos, ella en cambio desarrolló la piroquinesis. Un thriller de ciencia ficción que atrapa al lector y no le suelta hasta el final. ¿Os suena de algo?

– Noche tenebrosa, Dan Simmons: Solo con la premisa os convenzo de que es un buen sustituto de Stranger Things, veréis: En un pequeño pueblo americano la desaparición de un chico consterna a sus habitantes y sus mejores amigos deciden investigar la desaparición, lo que hará destapar oscuros secretos ¿sobrenaturales?…

– El gran Meaulnes, Alain Fournier: Quizás sea la recomendación menos obvia de todo el post, pero esta obra maestra sobre el espíritu aventurero de la adolescencia merece su rincón en todas las estanterías del mundo. Ese espíritu tan bien representado por el grupo de amigos de Hawkins.

THE WIRE

thewire

Para muchos, la mejor obra que se ha realizado en la historia de la televisión, The Wire nos narra las miserias de los barrios bajos de Baltimore como si de una crónica se tratase. Estamos ante una radiografía del narcotráfico y los sistemas sociales de visionado obligatorio. Imprescindible.

– Homicidio, David Simon: Permitidme la obviedad de recomendar una obra del propio creador de la serie, pero no tenía otra opción. Precisamente llegué a Homicidio al terminar The Wire, y es el bálsamo ideal para luchar contra el vacío que deja la serie. Aquí se nos cuenta de un modo periodístico, crudo y directo, el año en el que Simon estuvo metido en la división de homicidios del departamento de policía de Baltimore. Las raíces de la serie.

– La vida fácil, Richard Price: En esta gran novela, Price retrata la Nueva York criminal del siglo XXI. Todo empieza con un homicidio, pero Price tiene la habilidad para construir subtramas en consecuencia a ese crimen: víctimas, testigos, sospechosos, policías, el culpable.. la trascendencia de un disparo relatada con minucia durante las más de 500 páginas que contiene el libro.

– Sin retorno, George Pelecanos. Este libro también arranca con un crimen. Un crimen que cambia la vida de sus seis implicados. Más de 30 años después uno de los implicados llora la muerte de su hijo (muerto en Irak), mientras otro contacta con él en busca de reconciliación. Y otro sale de la cárcel con intenciones más oscuras. Como en The Wire, en esta obra se nos narran conflictos raciales, delincuencia, violencia y el lado oscuro del sueño americano.

MAD MEN

madmen

Ay, Mad Men. Mi serie favorita. Esta serie ambientada en una agencia publicitaria neoyorquina de los años 60, narra la vida de sus integrantes y la infelicidad que se esconde tras una fachada quebradiza llamada éxito. Mi búsqueda de libros para remediar su vacío es incesante. Aquí tres de los remedios más efectivos para rellenar su hueco (voy a resistirme a incluir los relatos de Cheever, a pesar de que Weiner, creador de la serie, sea su fan número uno).

– Vía revolucionaría, Richard Yates: En esta novela se nos narra la vida de un matrimonio con una vida aparentemente feliz, pero que anhela el cambio. Ella propone una mudanza a París, pero él no está convencido con esa propuesta; lo que pone en peligro el vínculo de la pareja. Una obra que como en Mad Men, nos muestra mediante personajes construidos de forma maravillosa, el lado oscuro del estilo de vida americano y los miedos a la uniformidad. El miedo a ser uno más. A no transcender.

– Corre, Conejo, John Updike: Un fracasado vendedor ambulante venido a menos abandona a su esposa alcohólica y a su hijo por un impulso inexplicable en busca de no sabe qué. Como la serie, estamos ante una obra seductora, de aparente corrección política pero con un tono cínico y crítico muy agradecido. De escritura elegante y competente que incluye bromas de mal gusto. La fotografía en blanco y negro de esa inexplicable tristeza que va más allá de lo que somos o tenemos, sino de lo que sentimos. Fans de Mad Men, bienvenidos a bordo.

-Todo lo que hay, James Salter: Salter es uno de los escritores más talentosos a la hora de sacar a relucir las miserias de los falsos triunfadores. Esos hombres que se tumban en su jardín a imaginar otras vidas. Esos vecinos simpáticos con esposas jóvenes y bellas que te invitan a la barbacoa del domingo. Esa gente que se pudre lentamente y les carcome una infelicidad constante. Y también escribe de forma magistral sobre el deseo, el erotismo, el pecado, el placer y el éxito. Y la parte dolorosa de todo ello. Toc, toc… ¿Mad Men, estás ahí?

Y vosotros ¿qué series os han dejado ese vacío aparentemente insustituible y cómo lo habéis remediado?

Espero que esta entrada os ayude a rellenar el agujero que crean el final de estas cinco series, y sino, que de todos los libros expuestos…. alguno os llame la atención.

Leed mucho y sed felices.

 

Anuncios

17 comentarios en “5 series, 15 libros

  1. En serio John, eres acojonante, se me caía la baba mientras lo leía!
    Coincidimos en casi todo!! #separadosalnacer jajaja
    Me apunto Sin retorno y El gran Meaulnes, que no tenía ni idea, la verdad… O.o

    Un saludico!

    Le gusta a 2 personas

    1. Pues somos del 90 eh, seríamos gemelos… podríamos crear un club de fans gemeliers literario, jajaja.

      Gracias por pasarte y los piropos. Me alegra ver que en cualquier rincón virtual puedes encontrarte con alguien con gustos tan afines.

      Nos leemos, Anna. ¡Un beso!

      Me gusta

  2. Sin duda voy a hacer uso de las recomendaciones relacionadas con Black Mirror… me encantó esa serie, y además el libro de Kazuo Ishiguro lo veo por todas partes; será una señal jajajaja.

    True detective no me gustó tanto, aunque he leído Galveston de Nic Pizzolatto y me dejó con muy buenas sensaciones.

    Stranger Things todavía no me tiene convencida del todo, pero The Wire y Mad Men son series que tarde o temprano veré sí o sí; estoy segura de que me encantarán.

    En cualquier caso me ha encantado el post, es original y MUY útil, espero la segunda parte 😛

    ¡Un saludo!

    Le gusta a 1 persona

    1. El mal cuerpo que te deja Black Mirror es único. Una serie fabulosa que afortunadamente vuelve en octubre de manos de Netflix. La novela de Ishiguro la disfrutarás seguro.

      Con True Detective nos pasó lo contrario. Me gustó Galveston pero quedó muy lejos de las sensaciones que me dejó True Detective; la cual considero una obra de arte.

      Disfruté mucho de Stranger Things. No veo la octava maravilla del mundo que ven otros, pero es una serie entretenidísima, entrañable y, en esencia, un homenaje a la cultura de los 80 muy lograda y hecha con mimo y cariño. Son 8 capítulos, yo que tú algún día le daba una oportunidad.

      De Mad Men y The Wire poco puedo decir más allá de que son mis series top. No son de ritmo ágil, pero si entras en ellas te enamoran. Ambas imprescindibles.

      Gracias por pasar por aquí y los halagos, quizás con el tiempo haya segunda parte. Algunas series y libros quedaron en el tintero. 🙂

      Un beso.

      Le gusta a 1 persona

  3. ¡Hola!
    Black mirror la tengo muy pendiente, siempre la pospongo, a ver cuando me animo. 1984 y Nunca me abandones los tengo esperando su momento en la estantería.
    Coincido contigo en que la primera temporada de True Detective es una obra maestra. Con la segunda temporada ya ni lo intenté, no me apetece nada de nada. De Cormac McCarthy disfruté mucho de La carretera, y aún no me he animado a leer nada más suyo.
    La serie de moda, Stranger Things, será una de las próximas series que vea. Y me llevo apuntada The wire, tiene muy buena pinta. Mad Men es otra de mis eternas pendientes.

    Yo tuve un gran vacío con Narcos, estoy deseando ver la segunda temporada. No lo leí después de ver la serie pero creo que puede quitar muy bien el vacío que deja la serie. Me refiero a Noticia de un secuestro de Gabriel García Márquez.
    Muy buena entrada.
    Un beso

    Le gusta a 1 persona

    1. Black Mirror es una serie que siempre que puedo recomiendo. Además, al ser capítulos independientes no te “ata” y es ideal para ver en ratos muertos sin que te exija un seguimiento religioso. Aunque si caes en sus garras, es inevitable. Jajaja. 1984 y Nunca me abandones son novelas que disfruté muchísimo. Recomendación total por mi parte.

      Yo sí le di una oportunidad a la segunda temporada de TD y la decepción fue muy grande. No es un horror, pero está a años luz de la primera temporada.

      McCarthy es un gran escritor. La carretera es una pequeña joya (como la película), así como No es país para viejos o muchos otros trabajos suyos.

      Tanto Stranger Things como Mad Men o The Wire son series muy recomendables, aunque las dos últimas jueguen en otra liga a mi modo de ver.

      Narcos la tengo en pendientes, ya son muchas las alabanzas que he escuchado, por lo que caerá tarde o temprano. Por temática seguro que es una serie que tiene sus “sustitutos literarios”. Me da que Don Winslow (El poder del perro, El Cártel) funcionaría muy bien.

      Gracias por pasarte, un beso.

      Le gusta a 1 persona

  4. Madre Míaaa que acabo de flipar mucho!!! Excepto Mad Men, que no la he visto (sí lo sé imperdonable peeero remediable 😉 ) mencionas algunas de mis series favoritaaaasss!!! (añadiría SOA, Penny Dreadful, Fringe y seguro que alguna más que no recuerdo)

    Black Mirror me sorprendió muchísimo porque fui totalmente a ciegas, y cada capítulo era como más genial que el anterior!
    True Detective (primera temporada por supuesto), me encantó de principio a fin TODO!La música, la fotografía, esos silencios por favor! los personajes muy bien escogidos (aunque reconozco que antes de verla me tiraba hacia atrás el amigo Mathew McConaughey) *me están entrando ganas de verla otra vez aiiinsss*
    Stranger Things ha sido mi enganche veraniego! me gustó muchísimo porque además es un “vivan los 80” en toda regla!!! jejej el niño de la gorra (el que le faltaban los dientes que no recuerdo el nombre) es el genial!! xD Fan total.
    Bueno y The Wire es Matrícula de Honor, es LA SERIE! por cierto que no se si sabes que Tremé (ambientada en Nueva Orleans) es del mismo creador y está muy bien, solo por la música merece la pena verla!
    Tu idea de relacionar lecturas con series me parece genial!! ya me he apuntado algunos libros que no he leído para hacer un revival jejej
    Homicidio y Sin retorno van a caer fijo porque la novela negra es uno de mis géneros predilectos, al igual que Cosecha Roja…como de Stephen King no leí nada, también me apunto el que comentas que tiene buena pinta y Cormac es ..en fin sin palabras, quizás este que parece más oscuro lo deje para más adelante, peeero apuntado queda 😀
    Y bueno qué decir de Orwell, uno de mis escritores favoritos!! 1984 es uno de mis top y el que me introdujo en este tipo de distopías…. ahora de él tengo pendiente Homenaje a Cataluña.

    Me ha gustado muchísimo la entrada!
    Un besote!!
    PD: creo que me vine arriba escribiendo, jejej como me den cuerda…

    Me gusta

    1. Un placer que el post produzca comentarios tan buenos como el tuyo, ¡no te cortes nunca!

      La elección de series fue difícil porque tenía que encontrar sus parentescos literarios, y alguna que otra idea se quedó en el tintero. Dependiendo de la recepción que tenga la entrada quizás más adelante escriba una segunda parte.

      SoA, por ejemplo, estuvo en la cabeza, y su versión literaria Hamlet, ya que considero la serie muy shakespeariana y/o una revisión moderna de la mencionada tragedia del dramaturgo.

      Coincidimos en todo: True Detective lo tiene todo, The Wire es LA serie, Stranger Things ha sido el pasatiempo veraniego ideal… ¡Te falta ver Mad Men! Mi debilidad por esa serie es enfermiza. Mi serie favorita.

      Y conozco Treme, soy muy fan de Simon y sigo todos sus trabajos. Como bien dices, solo por la música, de visionado obligatorio.

      Muchas gracias por pasarte y enriquecer el post, ¡un besazo!

      P.D: El niño entrañable es Dustin. ❤️

      Le gusta a 1 persona

  5. ¡Me guardo esta entrada! Me ha encantado y me parece muy útil.

    En cuanto a las series, he visto todas menos Mad Men y The Wire. Más por acumulación de series que por otra cosa jajaja. Algún día…
    Me ha sorprendido no ver «El Rey Amarillo» en la parte de True Detective, aunque es el título evidente y mejor así… porque los que comentas no los he leído y me han llamado mucho la atención. Bueno, la verdad es que, como siempre, me llevo una lista de libros más para los pendientes. Quizá – y aunque suene negativo xD – dando prioridad a los de Black Mirror (menos «1984» que ya lo he leído)

    Me gusta

    1. … le he dado antes de tiempo xD
      Iba a terminar diciendo que, viendo los libros de Mad Men y The Wire, me da más curiosidad por dichas series.
      Y a Dan Simmons me lo han recomendado tantas veces que debería de caerme la cara de vergüenza por no haberlo leído -_-

      Un abrazo y buen fin de semana 🙂

      Me gusta

      1. Hola Naialma,

        Era parte de mi intención, además de recomendar libros a los fans de las series, recomendar las series a partir de las lecturas relacionadas.

        El rey amarillo, obviamente, pasó por mi cabeza; pero como bien dicés opté por otras obras menos obvias.

        Me parece normal que le des prioridad a Black Mirror, yo también tengo debilidad por esa serie. Empieza por Ishiguro (la cual tiene una adaptación cinematográfica muy buena también) si te apetece y ya me contarás.

        ¡Y saca tiempo para Mad Men y The Wire!

        Un beso y feliz fin de semana.

        Me gusta

  6. Excelentes recomendaciones. Me apunto para ver Mad Men y The Wire. Mad Men, lo conocía, pero no me había interesado hasta ahora. En cuanto a The Wire, no tenía ni idea.

    Coincido contigo, Black Mirror, es una serie fenomenal. De hecho la he visto en desorden.

    Stranger Things, me ha parecido fantástica. Una de las mejores series que he visto en este año. Leí y escuche hasta ahora mucho acerca de su homenaje a los 80´s y sus referencias a esa época; la verdad es que si no lo hubieran dicho, ni cuenta me habría dado. Le daré una oportunidad a “Ojos de Fuego” de King, no he leído mucho de él hasta ahora.

    En cuanto a “Nunca me abandones” de Kazuo Ishiguro, lo tengo, solo es cuestión de tiempo para leerlo.

    1984, es de ley. A mi pareció una obra algo densa la primera vez que la leí. Una segunda relectura me permitió comprenderla mejor.

    Hasta hace uno segundos, me dí cuenta que tengo el de “El Círculo” de Dave Eggers. Compre la edición en inglés, hace unos meses; me lo recordaste, ya lo había olvidado.

    Gracias por tomarte el tiempo para hacer tus elecciones y recomendaciones.

    Saludos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Mad Men y The Wire. Qué envidia me dais los que las tenéis pendientes. Disfruté de ambas como pocas veces lo he hecho en frente de la televisión.

      Y Black Mirror es una maravilla, sí. Esa sensación tan incómoda que despierta en el espectador, no solo es inhabitual sino que invita a la reflexión.

      Stranger Things ha sido la serie del verano, es indiscutible. En mí no ha despertado esa pasión tan ferviente que sí han sentido otros, pero reconozco que me atrapó y la disfruté muchísimo.

      En cuanto a los libros, espero acertar con las recomendaciones. Si disfrutaste de las series supongo que lo harás, pero no es fácil acertar en estos casos.

      Muchas gracias a ti por pasarte y molestarte en comentar.

      Un cordial saludo.

      Me gusta

  7. Mil gracias por las recomendaciones. Soy una persona con pavor a la televisión (o a pasar mucho tiempo frente a una pantalla sin escribir), por ende, conozco muy poco de series o películas, pero más de una de esta lista se me ha antojado para vencer mi fobia 🙂 saludos.

    Le gusta a 2 personas

      1. John realmente coincidimos con Mad Men, de las mejores series que he visto… Algunas han intentado sorprender al televidente mostrando la ruta fácil de hoy en día cuando llegas al éxito: cuesta abajo con drogas y rock’n roll.
        Por el contrario Mad Men siempre sacó a relucir la realidad detrás de ello, de una manera elegante y mostrando que no es oro todo lo que reluce. Un abrazo y Feliz Año 2017 !

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s